Close

,

Kel Calderón es nominada a «Influencer Latina del Año» en los People’s Choice Awards

Por @ahorapinto

enero 2024

La conocimos siendo solo una niña y nuestra atención (y todas nuestras cámaras) se situaron en ella, pero más allá de ser la “hija de”, “Raquelita Calderón” logró hacer de forma muy rápida y sólida un camino propio que hoy es reconocido internacionalmente. Sobre la nominación, el camino que la llevó hasta ahí y sus reacciones antes este reconocimiento, hablamos con Kel.

Si hablamos de influencers chilenas, lo más probable es que el nombre de Kel Calderón sea uno de los primeros que se nos venga a la cabeza, y las razones no son pocas. Fue conocida nacionalmente por ser hija de personajes famosos, pero su carisma y múltiples talentos la llevaron a  transformarse en persona/marca que -hay que reconocerlo- construyó una carrera donde antes otros ni siquiera lo imaginaron, y hoy es reconocida como una creadora de contenidos digitales de categoría internacional. 

Por todo lo anterior es que resulta no sorprendente la noticia que hoy conocimos sobre su nominación a “Influencer latina del año” en los People Choice Awards, premio creado por E! Entertainment, y que desafía a los “awards tradicionales”, pues generó categorías de acuerdo al avance de los tiempos, y además entrega la responsabilidad de elegir al ganador/a por votación popular en https://www.votepca.com/la/influencer-latino-del-2023

¿Influencer? Nace una nueva carrera, y hay una fundadora. 

“Crecí  desde  muy  chica,  haciendo  distintas  cosas,  actúe, canté,  modelé, hice un millón de  cosas  en  las  comunicaciones  y  siempre  me  gustó. Para  mí  nunca  fue  algo  donde  lo  pasase  mal, sé  que  hay  muchas  personas  que  dicen  ‘perdí  mi  juventud,  mi  niñez.  Yo siempre  lo  pasé  increíble,  para  mí  grabar  cuando  era  chica, era  lo  máximo  que  me  podía  pasar. Mi  problema era que mis papás  me  castigaban , sí  bajaba  el  promedio,  mi  castigo  era  no    poder  trabajar”, reflexiona la hija de Raquel Argandoña y Hernán Calderón sobre sus inicios frente a las cámaras, donde la pudimos ver incursionando en varias facetas, sin embargo, lo digital era lo de ella, solo que en ese momento no lo sabía.

Eres pionera en una carrera de influencer, ¿cómo ha sido ese camino?

Ha  sido  súper  bonito  en  realidad. He  tenido  la  suerte  de  poder  recorrer  los  lugares  del  mundo  que  probablemente  jamás  habría tenido  la  oportunidad  de  ir  sin  dedicarme  a  esto,  conocer  personas,  rubros  que  jamás  había  tenido  la  oportunidad  de  estar  metida  ahí. Me  ha  permitido  crear  desde  cosméticos  hasta  zapatos,  ropa  deportiva,  cepillos  de  pelo  y  siento  que  tener  la  oportunidad  de  involucrarse  en  todo  este  mundo  es  una  tremenda suerte  y  no  habría  elegido  nada  diferente.

Una abogada un poco distinta 

Kel se define como “matea” desde que era pequeña y eso queda demostrado con su carrera universitaria: Derecho. Una profesión que muchos quieren estudiar pero que pocos logran afrontar. “Siempre  fui  de  agendar  todo  en  papel, súper  análoga,  y  bueno, obviamente  lo  manejaba  increíble,  hasta  que  entre  a la Universidad,   un ambiente que  también  era  súper  exigente,   involucra  mucho  de  tiempo  completo  y  eran  unos  niveles  de  organización increíbles, tenía que ser  un  tetrix  brutal  de  horario”, comenta.

¿Cómo fue la etapa de estar en la universidad y trabajar en las redes sociales?

Fue  difícil. Pero  no  lo cambiaría ,  porque  igual  me  encantaba  hacer  las  dos, si  me  hubieran  hecho  elegir  no  habría  podido.  Muchas  personas  piensan  que  estudié derecho porque a  mis  papás  les  gustaba  que  estudiara  derecho, pero  a  mí  me  gusta  mucho  la  carrera  que  estudié,  me  encanta  alegar,  me  encanta  tener  debates  eternos,  entonces  me  la  gocé  un  montón.  Mis  profesores  eran  un  lujo  de  profesores  en  la  Chile, te  juro  que  entraba a clases y no quería que terminaran.

Y tus compañeros… ¿Había un recelo por ser famosa?

Al  principio  nunca  nadie  me  lo  dijo,  pero  siento  que  se  esperaba  que  fuera  una  tonta,  por  el  hecho  de  venir  como  un  ambiente  más  frívolo,  como  se  conocía  en  ese  tiempo.  Pero  creo  que  fue súper  rápido, yo  soy  súper  perna  y  en  la  U fui  igual  de  perna,  entonces  era como  de  llegar  primero  a  la  sala,  de  anotar  todo,  de  transcribir  las  clases,  entonces  soy  súper  matea  para  esas  cosas, soy  súper  organizada,  destaco  con  varios  colores,  como  que  no me  encontraban  tan  simpática,  pero  sí  siento  que  por  lo  menos  dejó  de  existir  ese  prejuicio  de  como  ‘ah, la  Kel   va  a  ser  tonta’,  porque  era  muy  estudiosa e inevitablemente  alguien  tenía  que  terminar  pidiendo un resumen.

¿Qué fue lo más difícil de dividir tu tiempo en dos?

Tener tiempo  para  crear  contenido  cool. Eso  era  raro  de  compatibilizar.  Me  pasó  que hice mi  práctica y al mismo tiempo estaba  trabajando  en  Maldita  Moda. Yo  en  verdad  me  sacaba  la  chaqueta  de  la  fiscalía  y  me  ponía  los  tacos  y  me  iba  a  la  pauta  en  el  Maldita Moda.

“Yo  en  verdad  me  sacaba  la  chaqueta  de  la  fiscalía  y  me  ponía  los  tacos  y  me  iba  a  la  pauta  en  el  Maldita Moda”.

Pero…  ¿recomendarías  ese ritmo a  otras personas de intereses similares? 

100%. El  tiempo  es  limitado  y  no  siempre  se  está  perdiendo.  Yo  no  lo  habría  hecho  de  ninguna  otra  manera.  Creo  que  igual  tuve  tiempo  para  mis  amigos, irme de viaje,  no  sé,  salir  a  carretear, todas  esas  cosas  las hice  igual,  quizá vi  menos  series  o  cosas  así, dormí  menos,  no  sé,  pero  sí  lo  recomiendo. Creo  que  aprendí  cosas  muy  grandes  desde el derecho  y  en  mi  práctica  y  en  todo  ese lado  de  mi  vida  y  aprendí  cosas  increíbles  desarrollándome  en  las  comunicaciones, se  complementan  súper  bien  en el sentido  de ser elocuente  y saber  plantear  las  distintas  ideas.  Uno  retroalimenta al otro.

People’s Choice Awards: una confirmación a todo el trabajo

En medio de un viaje en República Dominicana, Kel Calderón, recibió un inesperado llamado. Se trataba de E! Entertainment, quienes lamaron a la influencer para comunicarle que se encontraba nominada en la categoría “Influencer Latina del Año”, siendo la única representante nacional en estar seleccionada para ganar dicho premio, misma categoría en la que nos representó Belén Soto y Daniela Nicolás. 

“Cuando  me  dijeron  fue  como ‘ya  pero  esto  es  en  serio,  es  real,  ya  seguro  y  me  dijeron sí,  pero  eso  te  estamos  avisando’. Me  puse  súper  contenta,  tuve  la  suerte  de  estar  justo  de  viaje  con  todo  mi  equipo,  entonces  estaba  con  todos  en  República  Dominicana  y  se  supone  que  no  lo  podía  contar,  pero  estábamos  todos  ahí,  entonces  fue  ‘ya  cabros,  todos  tienen  que  guardar  este  secreto,  es  un  secreto  estado  para  todos, pero  pasó  esto’  y  nada,  lo  pudimos  celebrar,  fue  súper  cool  porque  me  encantó  haber  estado  con  ellos al momento de  recibir  la  noticia  porque  siento  que  si  se  los  hubiera  contado  después, no  habría  sido  la  misma  emoción”.

Cuando viste años anteriores a tus compañeras chilenas nominadas… ¿pensaste en verte ahí en algún momento?

Yo  sé  que  estuvo  la  Belén Soto  en  2020,  que  casualmente  es  muy  amiga mía,  a  Dani  Nicolás que  también  la  conozco  de  súper  chica  entonces no  sé,  me  pasa  que  son  mujeres  que  admiro  por  lo  que  hacen, que  admiro  por  lo  que  representan,  hace  pocos  días  me  tocó  entregarle  el  premio  de  Meaningful  Content  a  la  Belén  en  los  Mass  Awards  ¡y  me  encanta!  siento  que  si  bien  todas  tenemos  enfoques  súper diferentes, me  gusta  el  hecho  de  estas  ganas  de  contribuir  y  dejar  un  impacto  positivo  más  allá  de  lo  que  sea  nuestro  contenido  diario,  como  que  en  eso  coincidimos.

¿Pensaste en llegar a ser nominada alguna vez?

Para  serte honesta tengo  heavy el  síndrome  de  impostor,  entonces mi  reacción cuando  me  nominaron  fue  ‘ay  ¿mereceré  estar  nominada en esto?’, siento  que  igual  es  una  carga  grande,  porque  es  un  espaldarazo  a  lo  que  estás  haciendo,  pero  también  es  como,  ojo,  tienes que  meterle  más  esfuerzo  aun a  desarrollarnos,  en mi  caso con mi  fundación  y  los  espacios  que  abro  en  mis  plataformas para  tratar  de  construir  con  las  personas. Pero  me  tranquilizó  mucho  también  que con  la  Belén  somos  amigas,  fui a  su matrimonio,  entonces  poder  conversar  con  ella,  con  sus  experiencias,  sé  que  ahora  está  full  con  su  documental  Powerful  Women,  entonces,  más  que  eso  me  dio  como  orgullo participar,  que  se  fijen  en  lo  que  yo  hago  en  mis  plataformas, que E!  entertainment  haya  estado  pendiente, también  obviamente  la  oportunidad  que  abre  esto  para  para  mi  fundación,  para  mi  plataforma  y  para  las  cosas  que  a  mí  me  interesa  comunicar.

“Tengo  heavy el  síndrome  de  impostor,  entonces mi  reacción cuando  me  nominaron  fue  ‘ay  ¿mereceré  estar  nominada en esto?’, siento  que  igual  es  una  carga  grande,  porque  es  un  espaldarazo  a  lo  que  estás  haciendo”.

Kel, el ganador o ganadora lo elige el público latino, y compites con influencers que tienen audiencias mucho más grandes, determinadas por sus países. ¿Cómo enfrentas esta diferencia? 

Es  una  realidad.  Chile obviamente  está  mucho  más  relegado  y  estamos  del  otro  lado  de  la  cordillera. No  tengo  idea  quienes son  los  demás  nominados, pero para mi la  oportunidad  y  el  premio  real  es  que, E! entertainment, y que  la  gente  que  estuvo  buscando  a  quiénes  iban  a  nominar  hayan  dicho,  “nos  gusta  el  contenido  de  ella,  creemos  en que  lo  que  ella  representa”  es  importante  y  que  me  hayan  dado  su  espaldarazo, es  un  premio  enorme,  desde  mi  lado  perno,  esto  para  mí  es  la  verdadera  estrellita.

¿Te imaginas ganando?

No  quiero  decirte  que mi  premio  es  solo  estar  nominada y que no  me  importa  ganar,  porque obvio  que  me  encantaría  ganar, pero también entiendo que es  súper  difícil. Quiero  tratar  de  darle  la  mayor  cantidad  de  difusión  posible,  quiero  tratar  de  aprovechar  la  oportunidad  lo  más  que  pueda. La idea es  que  uno  vaya  abriendo  puertas.  Belén  abrió  la  puerta,  después  la Dani  también. Si  gano,  increíble,  voy  a  poner  todo  de  mí,  si  no  gano,  lloraremos  juntos  y  estaremos  felices  por  cualquier  oportunidad  que  haya  salido.

Kel Calderón: ¿una pionera en la industria de los influencers?

Chile en un comienzo no tenía idea a que se refería el termino “influencer”, sin embargo, con la aparición de muchos de ellos poco a poco se fue transformando en una nueva profesión que empezó a ganar terreno. Kel Calderón fue una de las pioneras en trabajar con las redes sociales, en rentabilizarlas, un trabajo que ha generado una nueva forma de ingresos para muchos y que poco a poco se ha comenzado a regular en nuestro país.

“Ha  sido  súper  interesante. De  hecho, este  fin  de  año  me  ha  tocado  hacer  charlas  sobre cómo  se  desarrolla  este  nuevo  mundo  digital  con  el  tema  que  nos  pasó  en  Chile, que  es  muy  triste  la  bajada  que  hubo  en  los  medios  escritos.  Yo  soy  muy  fan  del  papel,  de  la  revista  en  papel  y  de  los  diarios.  Fue  muy  triste  todo  lo  que  pasó,  espero  que  vuelva,  aunque  ya  están  haciendo  formas  de  volver,  y  se  empezó  a  desarrollar  todo  este  medio  digital.»

¡Fuiste pionera!

No  me  gusta  apropiarme de  que  somos  pioneros,  pero  sí fuimos  aprendiendo  en  el  camino,  junto  con  lo  que  iba  pasando,  empezamos  a  encontrar  un  nicho,   a  encontrar  una  forma  de  convertirlo  en  una  actividad  lucrativa  que  nos  permita  vivir  de  eso,  yo  vivo  de  esto, y  que  también  se  te permita   aportar  desde  distintas  áreas  me  gusta  mucho.

Hace poquito fuiste premiada como “la influencer a la que más buscan las marcas”, ¿qué es lo que ven en ti desde tu propio punto de vista?

Me tienen harta paciencia. En  general  las  marcas  antiguamente  buscan un  rostro  que  no  opine  mucho, que  no  hablé  de  política  ni  de  religión,  que no  se  meta con  nadie,   que  sea  súper  neutro  y  yo  soy  la  antítesis  de  todo eso. Hemos  tenido que  superar  ciertas  barreras  en  nuestra  relación.  Y  además  trato  de  priorizar  mis  relaciones  a  largo  plazo, por  suerte  tengo  marcas  con  las  que  trabajo  hace  un  millón  de  años y  creo  que  eso te  da  credibilidad.

¿Pruebas los productos que ofreces o solo generas el contenido?

Recomiendo  solo  cosas  que  pruebo,   cosas  que  uso,  trato  de  ser  súper  orgánica.

Has viajado mucho gracias a tu trabajo como creadora de contenido… ¿Cuál dirías que fue tu experiencia favorita?

He  tenido  tantas  experiencias  increíbles  y  son  tan  distintas   entre  sí…  El viaje con Pandora  fue  una  locura, me  impactó  mucho  la  cantidad  de  creadores  de  contenido  de  otras  partes  del  mundo  que  conocí,  era  un  grupo  como  de  60  creadores  de  contenido.  Pero  te  juro,  o  sea, yo  nunca  había  ido  a  Tailandia,  entonces,  fue  súper  impactante, ¡viajé con Belinda! (ríe).  Crear  mi  labial  con  Mac  Cosmetics, que  me  llevaron  a  las  fábricas  en  Toronto también fue increíble. Puma  me  mandó  a  conocer  a  Dua  Lipa a Londres,  ¡de todo un  poco!.  Entonces,  no  podría  elegir  uno…

¿Hacia dónde va la industria de las redes sociales?

Creo  que  la  democratización  de  información  a  través  de  todos  estos  canales  de  comunicación  masiva es  por  donde  va  la  cosa,  es  la  única  forma  que  tenemos  y  es  genial  para  todos  los  mundos,  como  que  mientras  uno  aleja  a  la  gente  de  los  temas,  nunca  los  vas a  tener  interesados.

Si tuvieras que elegir solo un tema para casarte en las redes sociales… ¿Cuál sería?

La moda. Pero la ligaría con un sentido social, que  la  gente  comprara   mi  ropa  que  ya  no  voy  a  usar  y  que  esa  plata  vaya  a  Redes (su fundación) y  que  esa  fundación se sustente a  través  de  eso  y  que  otras  influencers  puedan  pasar  en  esa  ropa  y venderla y así tener recursos para la fundación, sería hermoso. #SARAH

Buscar

Más en Entrevistas, News

Más leídos